Últimos artículos

Día Mundial del Chocolate: orígenes y beneficios

Hoy es un día especial, dulce, que nos invita a celebrar la festividad del Día Mundial del Chocolate. Fue el día 13 de septiembre de 1995 cuando Francia instauró este día como homenaje al escritor británico Roald Dahl, con su obra “Charlie y la Fábrica de Chocolate”, que fue adaptada para el cine por Brad Grey (conocido también por ser productor de la conocida serie “Los Soprano”) y Richard D. Zanuck. A la iniciativa de Francia se le unió inmediatamente Estados Unidos, porque ese mismo día nació Milton S. Hershey, el fundador y dueño de la Compañía de Chocolates Hershey, por tanto, se unió realidad y ficción: Hershey como un real fabricante de chocolate.

¿Por qué se popularizó la película “Charlie y la Fábrica de Chocolate”?

Esta película, dirigida al público infantil pero amena y entretenida para todos, muestra el mensaje de la importancia de la familia y de los valores de la educación, la humildad y el respeto. Aparte de ser una película de aventuras y diversión, con su poder lúdico logra ensalzar el valor de la bondad de las personas.

Otras historias que tienen en común el chocolate

La película “Como agua para chocolate” curiosamente tiene también en común el tema de la familia. Basada en la novela romántica de la escritora Laura Esquivel, con la técnica de realismo mágico se acerca al tema de la tradición que no siempre es justa, pero la base es el amor.

También el clásico cuento de hadas alemán “Hansel y Gretel” de los Hermanos Grimm (también llamada “La casita de chocolate”) con el argumento de dos niños perdidos en un bosque que se encuentran con una casa construida totalmente con chocolate en la que habita una bruja, la cual consiguen burlar salvando su vida hasta regresar al hogar feliz con sus padres. Final del cuento con la veneración de la seguridad de la familia.

Curiosamente, el chocolate representa la parte más encantadora, de la que los personajes literarios se dejan tentar pero que al final están dispuestos a sacrificar para regresar a lo verdaderamente importante. Es como dejar a un lado el placer de los sentidos, en este caso del gusto, y elegir otra clase de auténticos valores.

Beneficios para la salud si comes chocolate

En cualquiera de sus formas, chocolate negro, con leche, con almendras o avellanas, con frutas, sin azúcar… (el chocolate blanco no lleva directamente el ingrediente base: cacao, sino manteca de cacao, leche y azúcar) es una fuente de bienestar físico. Está científicamente comprobado, como lo afirmaron en 2018 investigadores de la Universidad alemana Martin Luther (MLU) Halle-Wittenberg y el Max Rubner-Institut en un informe titulado: “Cacao: ¿una sabrosa fuente de vitamina D?” indicaban que el chocolate contiene una cantidad significativa de vitamina D2 que fortalece los huesos y reduce el riesgo de enfermedades respiratorias.

Otros beneficios de su consumo son:

Acción antienvejecimiento: sobre todo el chocolate negro es el que contiene más antioxidantes que combaten los radicales libres. La catequina como antioxidante ayuda a mantener la energía de nuestro cuerpo.
Ayuda a mantener la memoria: debido a que el chocolate contiene flavonoides, que acentúan el flujo de sangre de nuestro cerebro y se asocian a la capacidad de memorización a largo plazo.
Sensación de bienestar: el chocolate contiene además la sustancia llamada teobromina, que junto con el magnesio regula nuestro sistema nervioso. Por tanto, aumentan los efectos de los neurotransmisores como la serotonina, que tiene influencia sobre los estados de ansiedad y estrés, suavizando o minimizando estas desagradables sensaciones.

En el siglo XVIII el naturista Carolus Linnaeus denominó al árbol del cacao con el nombre científico de Theobroma (en latín alimento de los dioses) basándose en las creencias de los mayas y los aztecas que lo cultivaban hace más de 2.500 años. Podemos darnos cuenta, hoy, en nuestros días, de que podemos beneficiarnos de tener a nuestro alcance un alimento tan valorado y tan fácil de obtener.

Y para los que necesiten energía para el día a día, recordemos también que, en el siglo XV, el conquistador de México, Hernán Cortés, en carta al emperador Carlos V le aseguraba que bastaba una taza de esa bebida indígena para sostener las fuerzas de un soldado durante todo un día de marcha. Así de fácil, consumiendo chocolate. Además de disfrutar de su agradable sabor, ¡podemos autoconvencernos de que nos ayudará a ganar cualquier batalla!

UA-5029494-8